Monday, September 22, 2008




Un día desperté pensando en lo mentiroso que podemos ser. Las cosas que decimos, las que hacemos, todo el montaje programado para hacer algo sin que otros sepan, o diciendo algo que no hicimos o que hicimos, no siendo así.

Examiné ligeramente mis mentiras, las de ida y las de vuelta, las que creo que me han dicho, y las que ni me imagino que son mentiras, aceptadas hasta el momento como verdades.

Pero, ¿qué es la mentira? ¿Será lo que suponemos contrario a la verdad?
Entonces... ¿qué es verdad?

Todo puede ser mentira, todo puede ser verdad. - ¿Importa? -

De repente todo lo pasamos por el colador de la moralidad, de la religión, la ética, y otros más con los que definimos "nuestras verdades".

Regresando a mis pensamientos de recién despertado, esa mañana me entendí como un gran ser humano, con todas mis verdades y mis mentiras incluídas, creyéndolas y no creyéndolas, sin saber además, si estar vivo es una mentira, pero realmente no importa, total no todo lo podemos saber.

No comments: